Strongyloide (huevo larvado)

Es un parásito del género de los nematodos gastrointestinales. Existen varias especies que infectan a perros, gatos, seres humanos, ganado y aves.

En el caso de las mascotas suelen alojarse en el intestino delgado. Su ciclo de vida es muy complejo pues pueden reproducirse por partenogénesis (sin necesidad de fecundación por machos) o por ciclo sexual y pueden infectar bien sea a través de la piel o por ingestión.

En el vídeo podemos ver un huevo en estado larvario que indica que el animal está infectado.

Cuando las infecciones (S. canis y S. stercoralis) en perros no son masivas pueden producir una ligera diarrea. En casos de infecciones masivas, además de diarrea puede darse inapetencia, debilidad, pérdida de peso y deshidratación. En cachorros la infección puede agravarse rápidamente y resultar fatal. En gatos, S. tumefaciens es relativamente benigno, puede haber formación de pequeños nódulos blancos en el colon acompañados de diarrea.

Para el tratamiento es importante acudir al Médico Veterinario pues existen varios medicamentos que pueden ser utilizados y que dependerán de la condición, raza, edad y otros factores de la mascota.